Antiguamente, las opciones de juguetes eran mucho más limitadas que hoy en día. Caballitos y trenes de madera, muñecas de trapo, peonzas… Bastaba un trozo de tela para que el niño se pasase la tarde entera entretenido. O una pelota para que no regresase a casa hasta la hora de cenar después de pasarse toda la tarde jugando en el parque con sus amigos. Hoy en día las opciones son infinitas. Es más, en un mundo híper tecnológico, no hace falta más que una pantalla para encontrar multitud de apps interactivas y divertidas con las que tu peque puede matar las horas. Sin embargo, no hay nada como un juguete pedagógico para que tu bebé o niño desarrolle al máximo todas sus capacidades y se divierta al mismo tiempo. ¡Sigue leyendo para conocer todos los beneficios de los juguetes pedagógicos!

Importancia de los juguetes pedagógicos

Los juguetes pedagógicos son aquellos diseñados para que el niño no solo se entretenga, sino que a la vez aprenda. ¿Por qué son tan importantes? Los juguetes constituyen un elemento fundamental en la etapa infantil. Una etapa en la que el cerebro se encuentra en periodo de crecimiento; el momento ideal para que el niño desarrolle todas sus habilidades, aprenda conceptos fundamentales y adquiera capacidades esenciales. ¡A través de los juguetes pedagógicos tu peque puede lograr todo esto y mucho más de una manera divertida!

Beneficios de los juguetes pedagógicos

1. Habilidades sociales

El ser humano es un ser social por naturaleza. En nuestra vida diaria interactuamos con innumerables personas de una manera u otra. Amigos, familiares, extraños, compañeros de trabajo, etc. Dominar nuestras habilidades sociales es esencial para nuestra vida. Los juguetes son una manera de que tu peque interactúe con los demás. Por ejemplo, al jugar con otros niños. De esta manera aprenden conceptos nuevos como “compartir” y desarrollan su empatía. Empiezan a ser conscientes de sus sentimientos y de los sentimientos de los demás.

2. El lenguaje

Una vez son conscientes de sus sentimientos, desean expresarlos en voz alta. Con la práctica, su vocabulario se vuelve más amplio y sus frases más complejas. Por otra parte, existen juguetes pedagógicos enfocados al desarrollo de la habilidad lingüística. Juegos que ayudan a trabajar el abecedario, libros interactivos o juguetes con sonidos.

3. Habilidades cognitivas

Los juguetes pedagógicos incrementan el desarrollo de muchas habilidades cognitivas tales como la resolución de problemas, el pensamiento lógico-matemático, la memoria o el aprendizaje de conceptos básicos como los colores y los números.

4. Habilidades motoras

La mayoría de juguetes requieren el ejercicio de algún músculo. Ya desde bebés, es importante que tu peque se acostumbre a agarrar y a explorar sus juguetes para mejorar su coordinación, fuerza, motricidad fina y coordinación ojo-mano.

5. Habilidades esenciales que no se aprenden en los colegios

La educación tradicional centra toda su atención en la enseñanza de conocimientos como las matemáticas o la capacidad de memorización. Y aunque estas habilidades son fundamentales, hay otras muchas muy necesarias en la vida que apenas se trabajan. Las más importantes son la creatividad y la imaginación. Los juguetes son la mejor manera de que tu peque explote su imaginación. Deja que tu niño cree mundos fantásticos, invente historias enrevesadas y juegos divertidos. El cielo es el límite. Aprenderá a ver el mundo desde otra perspectiva y se le ocurrirán ideas únicas y creativas.

6. Desarrollo de su autoestima, autonomía y ansia de conocimiento

Muchos de estos juguetes pedagógicos suponen un reto (alcanzable) para tu peque. Despiertan su competitividad y trabajan su sentido de la atención. Y una vez han logrado su objetivo se sienten orgullosos y realizados. Es muy importante que tu niño se vea capaz de lograr objetivos y superar retos. Tener confianza ayuda a disfrutar de una vida más saludable y alegre. Por otro lado, cuando el niño ve que se divierte aprendiendo, desea seguir adquiriendo conocimientos. Los juguetes pedagógicos son la manera ideal de que tu peque se interese por temas como la historia o las matemáticas. Por último, aunque es importante apoyar y ayudar a tu pequeño, debes dejar que sean ellos los que exploren a su aire y resuelvan todos los rompecabezas. De esta manera ganarán autonomía y se volverán más independientes y capaces.

Recomendaciones a la hora de elegir un juguete pedagógico

– Es importante que los juguetes estén adaptados a la edad de tu pequeño. Si son muy fáciles y no suponen un reto, se aburrirán. Por el contrario, si son demasiado difíciles, se sentirán confusos, frustrados y perderán interés. La manera óptima de que sean efectivos y divertidos es que se elijan acorde a sus capacidades.

– Intenta evitar juguetes que inciten a la violencia o que sean ofensivos (por ejemplo, sexistas o racistas). En esta edad el cerebro de tu peque es como una esponja y todo lo que absorba se convertirá en la base de su razonamiento adulto. Los juguetes bélicos o sexistas tienen un impacto muy negativo en el desarrollo de un niño. Es por esto que tantos profesionales de la salud y de la educación advierten sobre los peligros de ver o jugar a juegos violentos desde una edad temprana.

– Ten en cuenta los gustos de tu peque. Por mucho que creas que a tu niño le gustará un mapa interactivo con todos los países del mundo (el juguete de tus sueños cuando eras pequeño) puede que a tu hijo no le interese la geografía lo más mínimo. Cada persona es única, con gustos diferentes. Trata de prestar atención a los deseos de tu pequeño (generalmente suelen coincidir con las habilidades en las que sobresalen, aunque no siempre es el caso) y elegir un juguete acorde a esos gustos.

-No fuerces el aprendizaje de tu peque. Tampoco trates de comparar su progreso con el de otros niños. Cada persona aprende y evoluciona a un ritmo diferente y sobresale en unas actividades u otras. Lo importante es que lo apoyes en todo lo que haga y celebres todos sus logros.

Ahora que ya conoces todos los beneficios de los juguetes pedagógicos, ¡atrévete a echarle un vistazo a nuestra selección de juguetes! Todos ellos están basados en teorías educativas pedagógicas como la pedagogía Montessori. Quién sabe… quizá encuentres el regalo de Reyes perfecto. ¡Dile adiós al estrés de las compras navideñas de último minuto!