Dormir, comer y usar el pañal. ¿Es eso todo lo que hace un bebé? Mucha gente piensa que sí. Sin embargo, ¡no podrían estar más equivocados! Aunque es verdad que los bebés duermen una media de 16 horas al día, (¡y pueden llegar a las 19 horas si son recién nacidos!) eso no significa que durante el resto del tiempo no puedas crear experiencias únicas con tu pequeño. Al principio las acciones más sencillas son clave. Por ejemplo, contar cuentos para hacer que se duerma, darle masajes y caricias o mostrarle juguetes en la hora del baño. Ummm… juguetes. Seguro que te estás preguntando: ¿a qué edad empieza a utilizar un bebé sus juguetes? ¿Es el juego una actividad innata o aprenden a jugar según crecen? ¡Sigue leyendo para descubrir esto y mucho más!

El juego, ¿acción innata o actividad que se adquiere con el tiempo?

Pongamos el ejemplo de un recién nacido, ¿crees que con unas pocas semanas de vida el bebé es capaz de jugar? ¿De utilizar juguetes? En sí, el deseo de jugar es una acción innata. Desde que nacen, todos los bebés muestran interés, curiosidad y ganas de divertirse. Por tanto, técnicamente pueden jugar desde el nacimiento. El problema está en que a esta tierna edad sus habilidades y sentidos están muy poco desarrollados por lo que su capacidad para el juego es muy limitada. Pese a todo, hay muchísimas cosas que puedes hacer con tu pequeño y aquí te mostramos algunas ideas y juguetes de interés.

Características que debe tener un juguete para bebés

Función principal: el desarrollo de los sentidos (especialmente la vista, el oído y el tacto) y la motricidad de tu peque

Como comentábamos en el párrafo anterior, las capacidades de los bebés en esta etapa son todavía muy limitadas:

-Vista: su distancia visual es muy corta. Pueden ver entre 20 y 25 centímetros de distancia. Lo suficiente para centrar su atención en el objeto más cercano, generalmente la cara de la madre. A veces muestran dificultad para enfocar la mirada durante las primeras semanas de vida. Por otra parte, aunque pueden distinguir la luz de la oscuridad, todavía no pueden identificar todos los colores. Para estimular la vista de los recién nacidos te recomendamos juegos donde haya un contraste entre blancos y negros. Prueba el Set de tarjetas de estimulación visual (bebés 0-3 meses). Más adelante, te recomendamos juguetes vistosos y coloridos para que tu peque trabaje todos los colores. Un gran ejemplo es el Móvil Arcoíris con bolas de todos los colores que cuelgan encima de la cuna del bebé. Tu peque podrá pasarse horas contemplando las bolas, estimulando de esta forma su sentido de la vista.

VER MÁS

-Oído: los bebés nacen con el oído totalmente desarrollado. Es más, muchas mujeres embarazadas notan sobresaltos por parte del feto cuando hay ruidos fuertes en el exterior. Al nacer, los bebés prefieren los sonidos agudos (como la voz de la madre) a los graves. También pueden recordar ruidos fuertes si los oyen más de dos veces. Es importante estimular este sentido porque dos de cada tres bebés pierden precisión auditiva durante los dos primeros años de vida. Esta pérdida puede afectar el desarrollo físico y emocional del bebé. Para estimular el oído recomendamos juguetes que vengan con sonidos incorporados. Los sonajeros son el juguete perfecto a esta edad. Échale un vistazo a nuestros sonajeros: sonajero de médula de junco y sonajero arcoíris. Por otra parte, también es importante que como padre le hables y cantes a tu bebé de manera constante para que se acostumbre a tu voz.

-Tacto: durante el embarazo, el feto se encuentra apretado en el útero, sin la posibilidad de estirarse o moverse. Es por esto que nada más salir al frío mundo exterior, con espacio e innumerables posibilidades de movimiento, pueden mostrarse bruscos y frenéticos. La forma ideal de que tu peque se sienta seguro y cómodo es envolviéndolo con una manta o sujetándolo contra tu pecho. Para estimular el sentido del tacto te recomendamos masajes, caricias y el uso de juguetes hechos de diferentes materiales para que tu peque se acostumbre a las distintas texturas. Al principio, el bebé no tiene capacidad de agarre por lo que está en tu mano mostrarle el juguete o colocarlo muy cerca para que pueda explorarlo. En MamaLuz te ofrecemos la anilla Waldorf (tanto en blanco y negro como de colores) para que tu peque practique su agarre.

-Olfato y gusto: los bebés nacen con ambos sentidos completamente desarrollados. Por una parte prefieren el olor de la madre, más concretamente el de la leche materna. En cuanto a los sabores, los bebés tienen preferencia por los sabores dulces en lugar de los agrios o amargos. Para estimular estos sentidos hay que exponer al bebé a nuevos olores y sabores, pero que no sean muy intensos.

Juguetes blanditos, suaves y de fácil agarre. El peluche

¿Cuáles son los juguetes ideales para un bebé recién nacido? ¡Los peluches y muñecos! ¿Por qué? Porque son juguetes blandos que evitan que tu bebé se haga daño. Ayudan a que desarrollen su agarre y sus habilidades motoras. Y estimulan la empatía de tu peque ya que los bebés crean un vínculo muy especial con sus peluches. Por regla general tienen un juguete favorito del que no se quieren separar nunca. Llega al extremo de que si los sacas de paseo y se te olvida traer el juguete contigo tu peque llorará todo el camino. Empiezan a comprender conceptos como el cariño, el amor y el sentido de la responsabilidad al formar este vínculo con su peluche. Con los peluches que nosotros ofrecemos, que siguen la pedagogía Montessori, tu peque ya desde el inicio trabaja su imaginación (los muñecos son de rasgos ambiguos) y su conexión con la naturaleza (están hechos de materiales naturales y sostenibles).

Prueba la Canastilla recién nacido Conejo o la Canastilla recién nacido León. Ambas canastillas incluyen: un peluche como mejor compañero, una lámpara led, un mordedor natural 100% ecológico y otras opciones únicas de una canastilla o la otra.